Ganamos la Casa Blanca y ahora qué?

El reciente triunfo electoral del presidente Obama define una posible política en favor de la diversidad y ésta puede ser la oportunidad de lograr los derechos necesarios para nosotros LGBT. Comentadores y analistas reportan que la contribución electoral de la comunidad latina y LGBT fueron decisivos en el triunfo de Obama. Hemos logrado nuestro cometido pero eso no resolverá los problemas a los que nos hemos confrontado por decenas de décadas. Obama durante su actual régimen probó que es parte de su cometido apoyarnos. Todos sabemos los recientes resultados, mismos que hemos celebrado con jubilo, pero que tanto queda por enfrente? Bastante, ya que no sólo estamos hablando de nuestra comunidad en general pero existen muchos otros asuntos que demandan atención presidencial. Por eso mismo, tanto como individualmente como las organizaciones que abogan por nosotros, tenemos la obligación de participar activamente para mantener nuestra causa viva y aprovechar el momento adecuado para lograr estos cometidos.
Participación activa representa mucho más que participar en los eventos LGBT que suceden durante el año. También requiere mucho más que abogar con otros a través de la palabra o participando en avenidas como ésta revista – xQsi – y los múltiples websites de nuestra causa. En realidad, el efecto más contundente sucede a nivel legislativo. Es ahí donde los aspectos legales, como la observación de nuestra constitución toma lugar. Pero nuestros legisladores tienen muchos más asuntos en sus agendas y debido al pobre apoyo social hacia nosotros, terminan complaciendo a sus electores y gente. Mismos que pueden o no, mantenerlos en su puesto de servidores públicos. Nosotros tenemos que ejercer tanta presión como sea necesaria para darles a entender que nosotros contamos y tenemos una agenda en vista. Misma que demandamos sea atendida y es parte de nuestro derecho como ciudadanos y contribuidores a nuestro país a través de nuestra labor y el respectivo pago de impuestos. Éste último en primer lugar, ya que su misión es proveer lo que necesitamos y está protegido por nuestras leyes y constitución pero necesita convertirse en un mandato federal.
Dentro de nuestra propia cause existen muchos asuntos que necesitamos resolver. Como es el caso con el derecho de matrimonio reconocido por los gobiernos estatal y federal. Éste, no tan sólo representa el símbolo de igualdad, misma que tenemos que demandar, pero las parejas casadas legalmente reciben beneficios legales que hasta el momento no son posibles. Pero también tenemos enfrente de nosotros la necesidad de la creación y observación de leyes federales que nos protegen de la misma manera que cualquier otra minoría recibe. Esto seguido de la observación y reforzar estás leyes en cualquier rincón de nuestra nación. Igualmente, prescindímos de estás, mismas que han sido negadas sin ninguna justificación legal. En pocas palabras, nuestro cometido es defender nuestro lugar como ciudadanos y ser incluidos en todos los aspectos que cualquier otro ciudadano cuenta. De hecho, al pelear nuestra causa propia. a la vez estamos peleando por el derecho a cuanto beneficio y derecho que ha sido negado y no protegido para todas las minorías de nuestro país. Como es el caso de las multitudes de familias latinas que a pesar de ser residentes de este país por muchos años, no han violado la ley de ninguna manera y su contribución local no difiere del resto de la sociedad. Reforma migratoria a estado en la mesa de la Casa Blanca y las cámaras por varias décadas y después del limitado “Perdón” del presidente republicano Reagan no se ha hecho nada al respecto, como ha sido prometido por casi todos los políticos en poder. Pero tenemos que tener en cuanto que muchos de ellos simplemente apoyan a quienes quieren a los trabajadores ingresados ilegalmente fuera del país y sin considerar ni las consecuencias, ni las aportaciones al país de estos. Hemos de recordar las décadas en las cuales los “Braceros”, como fueron denominados, fueron la fuerza que mantuvo la industria agrícola al margen de alto rendimiento y en ese entonces, no era ilegal para nuestros compatriotas trabajar en este país. Pero las promesas hacia los hombres y mujeres que sacrificaron a sus familias para proveerles y sacarlos de la miseria que sufrían, nunca se han cumplido en su totalidad.
En mi experiencia he encontrado que – tanto latinos como LGBT – demandan y apoyan nuestra causa, pero este apoyo deja no lleva los necesarios esfuerzos de estás comunidades en general. La participación de la mayoría de estos y por cualquiera que sea la razón, no ha sido la necesaria. Esto porque solamente se han limitado y no han peleado a nivel legal y legislativo.
La razón por la cual “Don’t Ask, Don’t Tell” ha sido abolido, es directamente el resultado de la masiva intervención de muchos de nosotros, para mantenerlo en la mesa y el presidente Obama actuara. De otra manera, estaríamos en el mismo lugar de hace cuatro años. Por último, tenemos que mantener en la mira que aunque el apoyo popular ha crecido enormemente, la mayoría del pueblo niega estos derechos y lo fundan en “realidades” que de acuerdo a ellos son validas, como la religión, pero ésta no tiene lugar en lo referente a lo que nuestro gobierno apoya, niega y cambia y está basado el legalidad de estos asuntos.
No tenemos que ser políticos o estar envuelta en política para lograr hacer estos cambios durante el régimen de Obama. Existen muchísimas formas para contribuir con lo necesario. Y estoy segura que existe una forma para el estilo y capacidad de cada uno de nosotros. El primer paso es encontrar esa forma e involucrarnos. Hacer llamadas y mandar correos a los legislativos para darles a saber cual es nuestra posición en los asuntos que él puede tener una influencia. Esa es una de las formas fáciles de participar. Contribuir financieramente a los cuerpos acreditados que trabajan para nuestra causa, es otra. Así como presentarles cuales son las preferencias principales que solicitamos. Al final de cuentas, los trabajadores públicos están en esa posición gracias a nuestro apoyo, así como nosotros pagamos sus salarios. Ofrecer tiempo voluntario a la organización de tu preferencia es una excelente contribución. Asociarse con entidades de nuestro interés ofrece un sin número de opciones. El hecho importante es que no tenemos mucho tiempo para hacerlo. Aunque Obama estará en poder en los próximos cuatro años, para que logre sus objetivos, él tiene que saber primero que queremos y nuestras razones. De esa manera su equipo de trabajo seleccionado tendrá que llevar a cabo su plan de acción. Y ese es un proceso que toma mucho tiempo y por eso necesitamos todas las manos que podamos conseguir AHORA.
Seas gay, lesbiana, transgenero, latina o alguien que apoya la tolerancia, la importancia de aprovechar este momento no podría ser mayor. Además, es de la misma importancia eliminar de una vez por todas la intolerancia hacia lo que sea. De lo contrario, permitimos que ésta divida a nuestra gente y esta división no favorece a nadie. Vivimos en el Siglo XXI y los cambios en nuestras sociedades locales y externas hacia ésta meta determinaran una mejor existencia entre nosotros mismos. La fraternidad y el apoyo mutuo son de beneficio para cada individuo que se atiene a las leyes y el respeto al prójimo. Tenemos que apoyar y ejercitar el “Golden Rule”. Mismo que sólo es posible a través de la participación de cada uno de nosotros. He ahí la importancia de erradicar la falta de tolerancia y aprender que debemos respetar los derechos de otros, así como queremos ser respetados por los demás. Pero para llegar ahí, tenemos que romper las barreras que esclavizan en espíritu humano. Hacerlo a través de vivir en harmonía y en paz consigo mismo y con los demás. Así nosotros haremos a aquellos que no lo pueden ver, abran sus ojos y aprendan lo que tienen que aprender y logren su propia realización consigo mismos y no al costo de los demás.
Acción AHORA es lo que sugiero y les pido para que esta meta que todos aprobamos sea una realidad.
Si sabes algo para quienes quieren participar ahora, deja tu comentario o contactame. Aquí estamos para ayudar el uno con el otro y me tienen a su disposición. Gracias por leerme.

 

About the author

Isis Win

Isis nació como varón y al paso de muchos años hizo lo necesario para “reparar” este error. Durante los últimos 10 anos Isis ha transicionado y ha vivido tiempo completo en su género de congruencia desde 2006. Isis creció en la ciudad de México y vivió en centro y Sudamérica antes de venir a vivir a los EUA. Fue una dedicada escolar logrando grados en Ciencias de la Comunicación (política), antropología y sicología. La mayor parte de su vida profesional ha sido en el campo periodístico trabajando para la televisión, radio, periódicos y revistas. En los últimos años convirtió su hobby de la infancia en su profesión. Se convirtió en foto-periodista ganándose varios créditos mundiales en revistas y varias de sus imágenes están depositadas en The National Archives. Dedicada a su familia y profesión, Isis pospuso invertir en su congruencia de género y a partir del principio de el nuevo milenio, empezó su transición. Ha vivido su género tiempo completo desde 2006. A dedicada abogada de los Derechos Humanos y blogger, Isis puede ser encontrada en varios websites. Isis se considera gitana de corazón y su hobby favorito es viajar y vivir en cuantos lugares diferentes como sea posible. En los EUA, ha vivido en Washington DC, Charlottesville Va, San Francisco, la Cd de New York y Los Angeles Ca. En su tiempo libre Isis le gusta leer y escribir, tocar y componer música, acampar, esquiar en agua y nieve y gozar la compañía de sus su familia y amigos.

More posts by